De vuelta

Mi urraca tiene gusanos. Simón me regaló una urraca disecada en Navidad. Anoche le vi unos bichitos blancos, pequeños, recorriéndole la cabeza. Simón le quitó 30 gusanos en media hora con una liendrera. Qué asco. Pobre urraca. Mi padre me dice que eso nos pasa por comprar cosas por internet. Y por no disecar nosotros mismos la urraca. En fin.

***

Ya he visto al martín pescador posado dos veces. Es un pájaro pequeño, cabezón. Siempre me sorprende el pico: lo tiene más corto de lo que yo me creo. En cuanto se descuide, le hago una foto.

***

Ahora me pongo las botas de goretex para darle la vuelta al lago. La hierba está mojada y como me salgo de la calzada para buscar pájaros, se me mojan los pies. Parecía una buena opción, lo de las botas de goretex. Resulta que las botas están mal y los pies se me mojan de todos modos. Antes eran feas, pero útiles. Vaya.

***

Ya tenemos billetes de ida para Suecia.

***

Simón se ha buscado un Panda Planner y ya no hay quien lo pare. Se mete en la cama por las noches con su agenda tamaño A4 llena de buenas intenciones y de tarea. Me dijo que yo debía hacerme con una y le amenacé con el divorcio si me la regalaba. Ahora me da envidia y quiero una pero ya no me la quiere regalar. He entrado en un bucle y no me hago listas en papeles normales porque quiero mi agenda.

***

He trincado al buitrón. Qué pajarillo tan lindo. Se estuvo muy quieto y yo le iba haciendo fotos y acercándome, haciendo fotos y acercándome hasta que llegó un mosquitero y lo echó de su ramita.

Lo de la foto de cabecera es un buitrón. Me recuerda muchísimo a mi suegra.

Anuncios

La belleza es frecuente (y los pájaros también)

Casi todas las mañanas dejo a los niños en el colegio y doy un paseo alrededor de un lago que hay al lado. El lago está rodeado de urbanizaciones bastante feas y la calzada que lo rodea, de adoquines rojos, es horrorosa (y está en mal estado). Pero “la belleza es frecuente”, como dijo Borges (gracias, Montano) y depende de dónde pose yo la vista (o enfoque la cámara).

papamoscas

Tengo un teleobjetivo nuevo desde hace un par de semanas. Me lo han regalado entre Simón y mucha gente estupenda por mis 40. Desde que me lo llevo por las mañanas, disfruto de mi paseo dos veces. Una allí y otra luego, mandándole las fotos de pájaros que no conozco a Cristina, a José Luis, a mi padre. El otro día pillamos a un papamoscas comiéndose una oruga y cacé al calamón que suele estar en los juncos, junto a las casa rojas. Ayer descubrimos que un pajarillo algo espeluchao, con los ojos claros y pinta de loco es un buitrón (en la foto de la cabecera). También logré ver al martín pescador posado entre los tarajes. Quizá hoy consiga hacerle una foto (o mañana, o pasado).

buitron-desenfocado

Esta foto del buitrón está desenfocada, pero me hace mucha gracia. ¡Ese pico, esas plumas, ese ojo! Qué descubrimiento. Qué felicidad.

 

Pájaros de otoño

Esta mañana he visto un martín pescador. Es la segunda vez en mi vida. La primera fue hace unos días: un relámpago turquesa y naranja volando sobre el verde lechoso del lago. Hoy he adivinado más detalles; he intuido su ojo brillante, lo he visto esconderse entre los tarajes.

Una tarabilla agarrada a un carrizo, meciéndose suavemente con la brisa.

Descubrimos una curruca capirotada entre los arbustos de la orilla. Está muy atareada. Sale volando y la oímos alejarse, escandalosa y alegre.

Una estampa alegre: tres gorriones bañándose en el charco del aparcamiento, el que forman los aspersores bajo la araucaria.

Es imposible que un grupo de estorninos al atardecer no te alegre el día. Hay unos cuantos preparándose para la noche, apretándose en los huecos de una palmera, entre las ramas. Veo la cola de uno y la cabeza de otro, unos dátiles que se mueven… Oigo silbidos, gorjeos, algo que parece una llamada de teléfono… Arman más jaleo que mis hijos para irse a dormir.

*Descubro que también me es imposible escribir de pájaros sin alegrarme a cada párrafo. Véanse los tres últimos…

**La ilustración de arriba es de un cuadrito de Edith N. Walker que le regalaron a Violeta por su cumpleaños el año pasado.